Investigación

¿Son eficaces los proyectos de “medios de vida alternativos”?

Desde la década de los ochenta, gobiernos, donantes y organizaciones para la conservación y el desarrollo han gastado grandes sumas en proyectos de “medios de vida alternativos” que animan a las personas a detener una actividad perjudicial para el medio ambiente y reemplazarla por una actividad sostenible. Pero como no hay suficiente evidencia de que estos proyectos funcionen, se está llevando a cabo un estudio sistemático de la evidencia y se está solicitando mayor información.
Compartir
0

Más leídos

Cosecha en arrozales en la aldea Dintor, Nusa Tenggara Oriental, Indonesia. Un estudio sistemático busca información sobre la efectividad de los proyectos de “medios de vida alternativos”, que procuran ayudar a las poblaciones rurales en su transición hacia actividades económicas ambientalmente sostenibles. Fotografía de CIFOR

Cosecha en arrozales en la aldea Dintor, Nusa Tenggara Oriental, Indonesia. Un estudio sistemático busca información sobre la efectividad de los proyectos de “medios de vida alternativos”, que procuran ayudar a las poblaciones rurales en su transición hacia actividades económicas ambientalmente sostenibles. Fotografía de CIFOR

Nota del Editor: Una versión de este artículo fue publicada anteriormente por el International Institute for Environment and Development (IIED), aquí.

Desde la década de los ochenta, gobiernos, donantes y organizaciones para la conservación y el desarrollo han gastado grandes sumas para proyectos de “medios de vida alternativos” que animan a las personas a detener una actividad perjudicial para el medio ambiente y reemplazarla por una actividad sostenible. Pero como no hay suficiente evidencia de que estos proyectos funcionan, se está llevando a cabo un estudio sistemático de la evidencia y está solicitando mayor información.

Los proyectos de medios de vida alternativos fueron introducidos en una variedad de contextos: en Uganda para apoyar la conservación del gorila y en Afganistán para reducir la dependencia de los agricultores del cultivo de amapola.  También han animado a las personas a cultivar algas  en vez de pescar, a usar cocinas que emplean combustible de forma eficiente como alternativas al fuego tradicional, y a criar y comer ratas de la caña de azúcar en lugar de carne de animales silvestres.

Algunos ejecutores de proyectos REDD+, cuyo objetivo es reducir las emisiones de carbono derivadas de la deforestación y la degradación de los bosques, han reconocido la necesidad de asegurar que las comunidades locales tengan fuentes alternativas de ingresos antes de implementar otros aspectos del esquema, tales como los pagos por proteger los bosques.

“A menos que se ofrezca un medio de vida alternativo sostenible cualquier otra intervención solamente va a desplazar o posponer la deforestación”, dijo Erin Sills, asociado senior del Centro para la Investigación Forestal Internacional (CIFOR) en 2011.

Resultados variables

En su mejor momento, los proyectos de medios de vida alternativos habían sido aclamados como una forma para promover la conservación y el desarrollo. El Centro de ecoturismo Missool en Raja Ampat, Indonesia, es el ejemplo de un programa de conservación y participación comunitaria. Emplea alrededor de 120 pobladores locales, apoya a las escuelas y ha sido fundamental para establecer una zona prohibida para la pesca y un santuario para tiburones y mantarrayas.

Muchos otros proyectos son controvertidos. Los profesionales comparten anécdotas de intervenciones planificadas deficientemente y de intervenciones sin éxito. No es de sorprender que, con frecuencia, los proyectos frecuentemente creen problemas si ignoran las necesidades socioeconómicas de las personas que habitan en zonas de conservación potencial. Por ejemplo, las comunidades tribales reubicadas del Parque Nacional Nagarhole en India han alegado por largo tiempo  que las nuevas opciones de medios de vida no los compensan por la pérdida de sus recursos históricos.

¿Dónde está la evidencia?

A pesar de todo el dinero, esfuerzo y tiempo invertido, es discutible si las iniciativas para la conservación de la biodiversidad y el alivio de la pobreza, incluyendo los proyectos de medios de vida alternativos, son exitosas. Existe muy poca evidencia que muestre lo que ha funcionado, lo que no ha funcionado y por qué.

Un trabajo reciente  pregunta por qué la evidencia de éxito en la conservación de la biodiversidad y en el alivio de la pobreza es tan limitada. Se plantea la siguiente interrogante ¿es el enfoque el que está fracasando o es que no se está recolectando la evidencia correcta que capte las “medidas apropiadas de éxito”?

Esta falta de evidencia llevó al Congreso para la Conservación Mundial de la Unión Internacional para la Conservación de la Naturaleza (UICN) a aprobar una resolución pidiendo una revisión crítica de los beneficios de los proyectos de medios de vida alternativos para la biodiversidad.

Como resultado de ello, el IIED se ha asociado con CIFOR y con la Sociedad Zoológica de Londres para llevar a cabo una revisión sistemática  de la evidencia. Se está realizando una revisión de la literatura académica o gris (material publicado informalmente, tal como los informes de proyecto) para determinar si existe evidencia de proyectos de medios de vida alternativos que reduzcan las amenazas a la biodiversidad. Los resultados estarán listos este verano.

Para aumentar la confusión, estos proyectos se describen de muchas maneras : ‘Medios de vida alternativos’, ‘actividades generadoras de ingresos’, ‘apoyo a los medios de vida’, ‘diversificación de los medios de vida’, ‘cambios en los medios de vida’, ‘opciones de medios de vida’, y así sucesivamente.

Organizaciones como Fauna & Flora International han dejado de lado  el uso del término ‘medios de vida alternativos’ y han adoptado términos como ‘diversificación de los medios de vida” o ‘enfoque de medios de vida sostenibles’, para mostrar un enfoque más holístico que refleje mejor la complejidad de la vida de las personas y de sus medios de vida.

Pedimos su ayuda

¿Piensa que los proyectos de medios de vida alternativos son una manera eficaz de reducir la pobreza y conservar la biodiversidad? ¿Cree que quienes implementan los proyectos exageran su éxito para satisfacer a los donantes? ¿Recuerda algún proyecto de medios de vida alternativos que haya tenido éxito (o haya fracasado) cambiando la situación de conservación de algún elemento de la biodiversidad?

Esto podría ser por ejemplo, un cambio en la situación de conservación de una especie, la reducción (o no) de las tasas de deforestación, o simplemente si una actividad que contribuía a la degradación del medio ambiente continuó o se interrumpió. De ser así, sírvase enviar por correo electrónico los documentos pertinentes (tale como informes de proyecto, artículos de revistas, capítulos de libros y similares), a m.day@cgiar.org o francesca.booker@iied.org.

Los resultados se compartirán en un blog de seguimiento este verano.

Para mayor información sobre este tema, sírvase contactar a Michael Day al correo electrónico m.day@cgiar.org o Terry Sunderland al correo t.sunderland@cgiar.org.

(Visited 174 times, 1 visits today)
Tópicos :   Bosques y medios de vida