Columna del Director General

Derechos, retornos y restauración: la receta para lograr paisajes sostenibles

Líderes del sector financiero y de desarrollo se reúnen en Londres para discutir inversiones en paisajes sostenibles.
Compartir
0

Más leídos

Se requiere la participación del sector financiero privado en la búsqueda de soluciones para el desarrollo sostenible, pues el sector público tiene la voluntad, pero no el respaldo financiero para lograrlo. Foto cortesía Pixabay.

Se requiere la participación del sector financiero privado en la búsqueda de soluciones para el desarrollo sostenible, pues el sector público tiene la voluntad, pero no el respaldo financiero para lograrlo. Foto cortesía Pixabay.

Mientras nuestro interés continúa centrado en los Objetivos de Desarrollo Sostenible y el nuevo acuerdo climático como herramientas para asegurar nuestro futuro en el planeta, es evidente que muchos de los retos urgentes que debe enfrentar la humanidad se encuentran en los paisajes rurales del mundo. Y es allí también donde debemos encontrar muchas de las soluciones.

Para ayudar a identificar algunas de estas soluciones, doscientos actores, incluidos varios líderes de las organizaciones del sector de financiamiento y  el desarrollo, se reunieron en Londres el pasado 10 de junio durante el Global Landscapes Forum: The Investment Case, evento coordinado por CIFOR, el Banco Mundial, el Banco Europeo de Inversiones y el PNUMA.

Nuestra meta: encontrar soluciones para promover  inversiones en paisajes sostenibles, prestando especial atención a las necesidades de los pequeños agricultores del mundo. Menuda tarea.

UN MUNDO LLENO DE DESAFÍOS

Nuestras ambiciones y aspiraciones se fundamentan en lo siguiente:

  • Buscamos garantizar suficientes alimentos, nutritivos y sostenibles, para una población cada vez más grande.
  • Miles de millones de personas, en su mayoría pequeños agricultores o actores que participan en las cadenas de valor de productos, continuarán obteniendo sus ingresos y bienestar de los paisajes.
  • La energía rural renovable, generada a partir de la biomasa o de otras fuentes, es esencial para mantener las luces encendidas y los hervidores funcionando, sobre todo para los pobres.
  • La conservación y el uso sostenible de nuestra biodiversidad terrestre es una estrategia de supervivencia a largo plazo que forma parte de los paisajes rurales.
  • Nuestra necesidad de agua potable deberá alcanzarse mediante un manejo efectivo de cuencas e irrigación.
  • Dependemos de los paisajes para mitigar el cambio climático, regular condiciones regionales y locales, y para asegurar la resiliencia de los medios de vida y los sistemas alimentarios ante la variabilidad climática.

Todo esto, y más, lo podemos lograr través de los paisajes sostenibles. Estos paisajes deberían ser prioritarios en una agenda para el futuro, junto con mejoras en la salud y la nutrición, igualdad de oportunidades y prosperidad para todos.

Estos temas, además, están íntimamente relacionados.

No se trata de una novedad. Durante los últimos 43 años hemos estado hablando, al más alto nivel político, de la estrecha vinculación entre las agendas del medio ambiente y del desarrollo y también, durante los últimos 21 años, sobre la urgencia de hacer frente al cambio climático.

Sin embargo, durante estas décadas también hemos visto el constante incremento de la población mundial, del uso de los recursos naturales, el desarrollo económico en general y también de las emisiones de gases de efecto invernadero.

Al mismo tiempo, la pobreza, la inseguridad alimentaria y la degradación del medio ambiente han continuado sin evidenciar mejoras a un ritmo suficientemente rápido.

REVERTIR LAS TENDENCIAS

Me gustaría destacar tres factores que, en conjunto, podrían representar un cambio de paradigma desde donde tal vez podamos empezar a hablar no sólo de detener tendencias destructivas, sino de revertirlas también.

El primer factor se refiere a los derechos. Es justo decir que los derechos de los pueblos indígenas y las comunidades locales están siendo reconocidos, como lo ha demostrado por ejemplo la Iniciativa para los Derechos y Recursos (RRI) de la que CIFOR es socio y también por la atención prestada en las negociaciones e implementación de REDD+ en los últimos años.

La palabra ’derechos’ cubre un campo muy amplio y podría incluir un acceso justo a mercados y capital para actores menos favorecidos. Mantener la temática de los derechos en la agenda es sin duda un factor clave para el éxito.

En segundo lugar, el sector financiero privado parece estar entendiendo que los retornos financieros de los paisajes realmente pueden ofrecer una opción bastante atractiva para hacer dinero. Después de todo, estamos hablando de empresas a largo plazo que potencialmente pueden generar mayores retornos que muchas inversiones a gran escala.

Además, si las ganancias sostenibles se convierten en parte de la receta, los consumidores pueden ofrecer su apoyo por razones éticas, una reacción opuesta a  productos menos sostenibles, cada vez más objeto de campañas de desinversión.

En este sentido, los principales obstáculos parecen estar relacionados con la ampliación y gestión de riesgos, junto con el reto de mantener las transacciones y verificaciones a bajo costo. Esta también es una prioridad de investigación para CIFOR y fue uno de los temas más populares durante el Global Landscapes Forum: The Investment Case.

El tercer factor es un creciente interés en la restauración. Este es un objetivo expresado más positivamente que los centrados en reducir, detener o cambiar comportamientos no deseados, ya sea la deforestación, las emisiones de gases de efecto invernadero procedentes del uso del suelo, el abuso de los derechos humanos o las pérdidas/mermas derivadas de los alimentos..

En este caso estamos hablando de inversiones destinadas a generar mayores beneficios sociales, ambientales y económicos a partir de los paisajes y bosques y todo parece indicar que será más fácil movilizar los intereses e incentivos de todos los involucrados.

IMPLEMENTANDO SOLUCIONES

Entonces ¿es la solución apoyar la inversión en los paisajes del mundo?

¿Podría alguien acaso argumentar que esto es lo que causó todos estos problemas en un principio, incluidos la deforestación, la degradación de los suelos y agua, la marginación de los pobres, la corrupción, el comercio ilegal, la apropiación de tierras, y más?

¿No deberíamos ser más cautelosos antes de  darle luz verde a inversionistas de gran escala en la agricultura y la forestería?

Por supuesto debemos ir con cuidado, pero tampoco debemos quedarnos atrapados en  paradigmas históricos, políticos o ideológicos respecto a estos importantes desafíos.

Estamos escuchando cada vez más que el sector financiero privado debe participar en la búsqueda de soluciones para el desarrollo sostenible, pues mientras  el sector público puede tener toda la voluntad del mundo, no tiene el respaldo financiero para lograrlo.

Involucrar capital a gran escala para producir retornos en la forma correcta a través de la restauración de paisajes y proporcionando oportunidades para la población rural parece ser un desafío digno de emprender.

Al hacer esto, es claro que la investigación y el desarrollo tienen un importante papel que desempeñar para alcanzar una combinación adecuada de “derechos, retornos y restauración”.

Pero además de todo esto, el tema más importante de la agenda debe ser, en última instancia, atender las necesidades y aspiraciones de los miles de millones de personas que son los custodios de nuestros paisajes, muchos de los cuales, a menudo, se encuentran entre los más desfavorecidos.

Si ellos cuentan con mejores oportunidades para invertir en su propia agricultura familiar o en negocios relacionados, entonces todos tendremos una mejor oportunidad para alcanzar un desarrollo sostenible.

(Visited 489 times, 3 visits today)
Tópicos :   Pequeños productores Enfoque de paisajes Restauración