Noticias

Vinculando el financiamiento con las parcelas y los bosques

El interés por el financiamiento para el desarrollo y el medio ambiente ha adquirido una nueva importancia, como se observó en el Global Landscapes Forum: The Investment Case 2016.
Compartir
0
El Global Landscapes Forum: The Investment Case ofrece un espacio para discutir la mejor forma de que el financiamiento para el desarrollo sostenible también llegue a los pequeños productores.
El Global Landscapes Forum: The Investment Case ofrece un espacio para discutir la mejor forma de que el financiamiento para el desarrollo sostenible también llegue a los pequeños productores. Juan Carlos Huayllapuma/CIFOR.

Más leídos

La inversión en los paisajes no es ninguna moda pasajera y llegó para quedarse. Este fue el consenso principal entre los más de 300 participantes que se dieron cita en el Global Landscapes Forum: The Investment Case, que tuvo lugar en Londres el pasado 6 de junio.

“Todos notamos un cambio de paradigma muy importante en la forma en que el sector privado ha contribuido a alcanzar soluciones tangibles concretas para los desafíos del cambio climático en todo el mundo”, señaló uno de los participantes del foro, Ayman Cherkaoui, asesor para la COP22 de la CMNUCC del Ministerio del Medio Ambiente de Marruecos.

“El futuro es sinónimo de paisajes”, comentó Mark Burrows, director general y vicepresidente de Banca de Inversión Global en Credit Suisse. “Se tratará de un espacio de inversiones de 5 a 7 trillones de dólares en los próximos 10 a 15 años. Ahora todos los bancos e inversores institucionales están dirigiendo su atención a este espacio.

“Hoy el mayor problema no es el peso del dinero. El capital está. La principal cuestión ahora es: ¿cómo hacer para este llegue a aquellos que más lo necesitan, los pequeños productores?”.

La jornada del simposio de expertos  reunió a banqueros y administradores, agencias gubernamentales y ONG, así como investigadores agrícolas y forestales, en un intento de dar solución a este desafío. Mientras que a primera vista parecen completos extraños, lo cierto es que cada uno de ellos constituye una pieza fundamental del rompecabezas del financiamiento verde.

Hemos creado este foro porque notamos que una de las mayores dificultades en todo el discurso del desarrollo es encontrar el financiamiento necesario para invertir de manera justa y equitativa".

Peter Holmgren

En efecto, un “enfoque de paisajes” consiste, en gran medida, en trabajar más allá de las fronteras institucionales tradicionales, lo que puede dificultar la integración necesaria para lograr avances. Uno de las limitaciones más importantes que existen hoy en día en relación con los enfoques de paisajes es el que divide el sector de financiamiento privado y los sectores del uso de la tierra, de ahí la necesidad de un evento de este tipo.

“Hemos creado este foro porque notamos que una de las mayores dificultades en todo el discurso del desarrollo es encontrar el financiamiento necesario para invertir de manera justa y equitativa”, afirmó Peter Holmgren, director general del Centro para la Investigación Forestal Internacional (CIFOR), uno de los organizadores del foro.

“Debemos salir de nuestras zonas de confort. Esta es la filosofía del Global Landscapes Forum: reunir las disciplinas académicas, las comunidades de expertos y los sectores económicos a fin de establecer un espacio en el que todos hablen con todos, se crucen los límites tradicionales y se innove”, explicó Holmgren en su discurso de apertura.

Dadas sus diversas instituciones, conocimientos y terminologías, los sectores público y privado deben unirse para encontrar un lenguaje común con el fin de desarrollar soluciones innovadoras. Los marcos actuales de cambio climático y desarrollo proporcionan una sólida justificación y el impulso para que esto suceda.

La participación del sector privado se necesita más que nunca

En 2015, tres importantes resultados de política pusieron de relieve la necesidad de que el sector privado asuma responsabilidades: la Tercera Conferencia Internacional sobre la Financiación para el Desarrollo en Addis Abeba, Etiopía, la firma de los Objetivos de Desarrollo Sostenible (ODS) y la aprobación del Acuerdo de París.

Para cumplir con la promesa del Acuerdo de París y los ODS, no solo se requerirá un fuerte compromiso político, sino también un capital considerable. Durante la COP21, más de 180 países presentaron sus promesas de contribuciones determinadas a nivel nacional en la CMNUCC. Según estos planes, se necesitan 16,5 billones de dólares en los próximos 15 años para financiar las medidas frente al cambio climático. El sector público por sí solo no puede satisfacer esta necesidad.

“El Acuerdo de París ha creado un nuevo campo de acción para todos nosotros. Estableció el nivel de ambición de movilizar 100.000 millones de dólares hacia el año 2020”, señaló Andrea Ledward, directora de Clima y Medio Ambiente del Departamento de Desarrollo Internacional (DFID, por su sigla en inglés) y miembro representante del Reino Unido de la Junta de Dirección del Fondo Verde para el Clima (GCF, por su sigla en inglés).

“Propuso un papel particularmente importante para que desempeñen el sector privado y los bancos multilaterales de desarrollo (BMD). Al ser los mayores financiadores, los BMD son esenciales para dinamizar las significativas sumas de dinero necesarias para que alcancemos los 100.000 millones de dólares. Como gobierno donante, es importante que empecemos a pensar en cómo utilizamos nuestro financiamiento público para movilizar estos flujos mucho más grandes que llegan por medio del sector privado y los BMD”.

El Fondo Verde para el Clima, creado en 2010, se perfila como el vehículo principal para el logro de los objetivos del cambio climático definidos en la COP21. El fondo invierte en el desarrollo climáticamente resiliente y de bajas emisiones. Es la única entidad financiera multilateral independiente que tiene el objetivo de brindar cantidades iguales de financiamiento para la mitigación y la adaptación. Esto reviste suma importancia dada la actual paridad entre las dos.

En el período previo a la COP21, el centro de estudios Climate Policy Initiative (CPI) analizó cifras y determinó que los flujos de financiamiento climático en 2014 fueron de 64.000 millones de dólares. Solo el 16% de los fondos se destinó a la adaptación al cambio climático. Esto demuestra que los proyectos de mitigación son básicamente más grandes y más fáciles de financiar. También tienden a generarse en países de ingresos medios. Los proyectos de adaptación, por otra parte, se consideran más complicados y suelen tener lugar en los países más pobres y más vulnerables.

Hoy el mayor problema no es el peso del dinero. El capital está. La principal cuestión ahora es: ¿cómo hacer para este llegue a aquellos que más lo necesitan, los pequeños productores?”.

Mark Burrows

Otra prioridad clave para la COP22, que se celebrará en Marrakech, Marruecos, en noviembre próximo, será prestar atención a igualar la inversión del sector privado en mitigación y en adaptación.

“En lo que respecta a la inversión privada en materia de mitigación, se está volviendo más y más significativa cada día. Estamos viendo niveles históricos de inversión en todo el mundo”, comentó Cherkaoui. “Pero al mismo tiempo, deben fortalecerse los argumentos de inversión en el ámbito de la adaptación. Ahora estamos buscando todo tipo de aportes sobre cómo hacerlo”.

Encuentre más información sobre el Global Landscapes Forum: The Investment Case en: landscapes.org (en inglés)

(Visited 187 times, 1 visits today)
Este estudio forma parte del Programa de Investigación del CGIAR sobre Bosques, Árboles y Agroforestería.