Noticias

Videos de YouTube aportan datos para el estudio de los impactos de la caza deportiva en Brasil

Una investigación analiza videos de YouTube con el fin de comprender la motivación de los aficionados a la caza en Brasil y generar recomendaciones para la sostenibilidad de la fauna del bosque.
Compartir
0
Armadillo, llamado "Tatu" en Brasil, es, junto a la paca, uno de los animales que más buscan los cazadores deportivos según los videos analizados.
Armadillo, llamado “Tatu” en Brasil, es, junto a la paca, uno de los animales que más buscan los cazadores deportivos según los videos analizados. Foto por: Christopher Borges/Creative Commons.

Más leídos

Latin America - Grabaciones de una cámara temblorosa muestran un bosque iluminado por una linterna y el contorno borroso del cañón de un arma al disparar. Los cazadores se acercan a recoger su presa, una paca, una especie de roedor grande que vive en América del Sur y América Central.

Un hombre vestido con uniforme militar muestra el animal muerto con orgullo al lado de su carabina. Sus ojos, que ya no pestañean, reflejan la luz mientras un grupo de grillos nocturnos musicaliza el momento.

Como parte de una nueva investigación sobre el nivel y el impacto de la caza deportiva, el científico Hani Bizri y sus colegas han visto más de 383 videos de YouTube como este, que muestran, en su gran mayoría, la persecución y matanza de animales salvajes.

“Cuando empezamos a mirar estos videos, quedamos un poco perturbados, pero al mismo tiempo obtuvimos mucha información acerca de los cazadores y sus estrategias”, señaló Hani.

“Esto no solo sucede en el interior de la Amazonia brasilera. Encontramos videos procedentes de todos los biomas del país, y algunos de los publicados eran sobre actividades de caza que transcurren a poca distancia de San Paulo, la ciudad más grande de Brasil”.

Los videos en los que se basa el estudio han alcanzado, en conjunto, unas 15 millones de vistas, lo que sugiere que el interés en la caza deportiva es generalizado, a pesar de ser ilegal en la mayoría de los casos en Brasil.

Y dada la evidente ineficacia de la prohibición, Hani afirma que hay que hacer más para asegurar que la caza se realice de manera sostenible.

La caza y la historia cultural de Brasil

A diferencia de la “caza de trofeos” de grandes animales que se observa en las sabanas del sur de África, principalmente practicada por occidentales ricos que pagan un precio, la cultura de la caza deportiva de Brasil tiene sus raíces en el “vínculo con lo rural” de buena parte de la clase media urbana del país.

Como resultado de períodos intermitentes de rápido crecimiento económico durante la historia de posguerra de Brasil ha tenido  lugar  un proceso generalizado de urbanización, con el desplazamiento de pobladores rurales a las ciudades en busca de empleos mejor pagados.

Sin embargo, las generaciones subsiguientes, más ricas, han conservado la tradición de la caza. Para muchos nuevos habitantes urbanos de Brasil, la caza se ha convertido en una actividad de ocio con origen en su historia cultural.

“Los padres de estas personas solían cazar y comer esta carne por necesidad, por lo que es una parte de su patrimonio”, explicó Hani.

Las fechas de publicación de los videos son estacionales: se concentran en los períodos de vacaciones de julio y diciembre, lo que sugiere que la caza se practica como deporte de vacaciones. Por otra parte, el costo de las carabinas de aire comprimido que se observan en los videos que observaron los investigadores oscila entre 350 y 2000 dólares, cifras que están fuera del alcance de los cazadores de subsistencia.

Los resultados del estudio contrastan con otras investigaciones sobre la caza en zonas urbanas y semiurbanas de todo el país, donde los cazadores de animales silvestres suelen cazar para satisfacer sus necesidades alimentarias o complementar sus ingresos.

“A los cazadores deportivos les gusta el proceso y el acto. Disfrutan de correr a los animales y la emoción de la persecución”, comentó Thaís Morcatty, coautora del estudio. “Pero también se alimentan de la carne”.

El estudio de los videos identificó que las especies que habitualmente se capturan son las pacas y los armadillos, el primero de los cuales figura en la lista de especies en peligro de extinción de casi todos los estados brasileños. Los tapires, capibaras y pecaríes de labio blanco también son buscados, aunque en menor medida.

En vez de continuar con la prohibición, que no parece estar funcionando, creo que la regulación podría ser una buena opción para generar dinero para la conservación".

Hani Bizri

¿Cómo se puede regular la caza?

Entonces, ¿qué se puede hacer para reducir los impactos de la caza deportiva sobre la fauna silvestre del bosque?

“En vez de continuar con la prohibición, que no parece estar funcionando, creo que la regulación podría ser una buena opción para generar dinero para la conservación”, opinó Hani.

Si bien es una medida a la que se oponen muchos grupos de activistas de derechos de los animales, la creación de reservas para la caza deportiva con frecuencia se presenta como una forma de promover los intereses de la conservación.

Como ejemplo, Hani y Thais mencionan la caza permitida de aves en el estado brasileño de Rio Grande do Sul, donde las poblaciones de especies capturadas permanecieron estables durante un período de cinco años, aunque con el tiempo el programa se dejó de lado.

Según Hani, se observó una mayor riqueza y población de especies de aves acuáticas en la región que en los estados donde la caza deportiva siguió estando prohibida porque las áreas de caza se mantuvieron a salvo de la conversión para la agricultura.

Hani considera que podrían lograrse los mismos resultados si se regula la caza de animales en los bosques, y si los intereses de mantener las poblaciones animales son compartidos por algunos de los mismos cazadores.

“Los cazadores ya están hablando sobre cómo legalizar y regular ellos mismos en los videos y en las secciones de comentarios, por lo que sería más efectivo incluirlos en el proceso”.

“No se puede garantizar efectividad solo con los esfuerzos de vigilancia que viene realizando Brasil”, advirtió Hani. “No van a parar por la ilegalidad, así que se debe iniciar un diálogo.”

*Este estudio fue elegido entre más de 200 artículos publicados en Ecology and Society en 2015 y recibió el premio al mejor trabajo.

(Visited 143 times, 1 visits today)
Este estudio forma parte del Programa de Investigación del CGIAR sobre Bosques, Árboles y Agroforestería.
Tópicos :   Bosques y medios de vida Bosques y dietas