Noticias

Plantaciones forestales: ¿Desiertos verdes o bosques funcionales?

Un nuevo estudio propone un marco para determinar las ventajas de los bosques plantados.
Compartir
0
Foto por jbdodane vía Flickr creative commos.

Más información

Los bosques naturales sustentan la vida de maneras complejas. Los ecosistemas forestales constituyen el hábitat de animales y humanos, regulan la calidad del aire y del agua, la temperatura y el ciclo del carbono, protegen los suelos, ayudan a mitigar el cambio climático y mucho más.

Los “bosques plantados”, “predominantemente compuesto[s] de árboles establecidos por plantación y/o siembra deliberada”, rara vez reproducen en forma total los ricos ecosistemas de los bosques naturales. Pero, ¿acaso pueden brindar beneficios para el ambiente y para el bienestar humano?

Un nuevo estudio llevado a cabo por el Centro para la Investigación Forestal Internacional (CIFOR) tiene por objeto brindar una base más sólida para evaluar la contribución de los bosques plantados a los servicios ecosistémicos. En un trabajo reciente publicado por la revista Ecosystem Services, un grupo de investigadores de CIFOR y la Universidad de Melbourne proponen un marco para determinar los beneficios en materia de bienestar asociados a los bosques plantados.

Sus hallazgos demuestran que las plantaciones pueden brindar servicios ecosistémicos y que es posible evaluar esos beneficios utilizando un enfoque sencillo. Esto permitirá una mejor comprensión sobre la capacidad que tienen diversos tipos de bosques plantados de brindar servicios, como madera, calidad del agua, secuestro de carbono o beneficios en materia de hábitat, y su contribución a las metas de restauración del paisaje forestal.

¿“BOSQUES PLANTADOS”?

Himlal Baral, autor principal del trabajo, sostiene que el término “bosques plantados” no está exento de críticas. La amplia definición de la Organización de las Naciones Unidas para la Alimentación y la Agricultura (FAO) abarca desde los esfuerzos de restauración ecológica hasta las plantaciones industriales.

En este sentido, los detractores rápidamente señalan que “las plantaciones no son bosques” y a menudo los catalogan como “desiertos verdes”, ya que son percibidos como proveedores de pocos beneficios para la conservación de especies animales y vegetales.

Pero Baral sostiene que los efectos negativos de las plantaciones representan fallas en las políticas, la planificación y el compromiso de la comunidad y no son consecuencias directas de las plantaciones en sí mismas.

“Las plantación de las especies adecuadas en los lugares adecuados puede generar diversos beneficios, no solo madera. Depende de dónde se encuentren ubicadas en el paisaje, qué es lo que sustituyan, cómo se manejen y demás”, afirma.

Si bien las plantaciones madereras a menudo tienen una mala reputación, agrega, su efecto es más limitado que la agricultura o el desarrollo de infraestructuras como impulsores de la pérdida natural de bosques en regiones tropicales y subtropicales.

Además, según el estudio, a largo plazo tienen el potencial de brindarles a los humanos y al bienestar ambiental mayores beneficios más allá de cultivos alimentarios y otros usos de la tierra, entre los que destaca la restauración de  paisajes forestales degradados.

“Las plantación de las especies adecuadas en los lugares adecuados puede generar diversos beneficios, no solo madera. Depende de dónde se encuentren ubicadas en el paisaje, qué es lo que sustituyan, cómo se manejen y demás”

Himlal Baral

¿MEDIR SERVICIOS ECOSISTÉMICOS?

La comúnmente citada definición de TEEB (Economía de los Ecosistemas y la Biodiversidad) es la de “contribución directa e indirecta de los ecosistemas al bienestar humano”. Estos servicios, a su vez, pueden ser divididos en “provisión, regulación, soporte (o hábitat) y culturales”.

Los ecosistemas forestales brindan alimentos, materias primas y medicinas. Regulan la limpieza del aire y el agua, albergan una gran variedad de especies y tienen un valor espiritual y recreativo para la salud psicofísica.

Entonces, ¿pueden los bosques plantados brindar estos servicios? De ser así, ¿en qué medida?

En su nuevo estudio, Baral y sus colegas intentan encontrar respuestas a través de un marco de cuantificación y evaluación de los servicios ecosistémicos de bosques naturales y plantados.

Mediante el uso de sistemas comunes de clasificación, como los empleados en el estudio de TEEB, el marco recomienda un proceso paso a paso para la identificación de beneficiarios, determinando las herramientas adecuadas de evaluación y analizando, sintetizando y comunicando los resultados a los actores pertinentes.

El proceso está diseñado para alcanzar una mayor transparencia, participación y efectividad en la toma de decisiones sobre las políticas, la gestión y la participación en relación con los bosques plantados.

MEJOR PLANIFICACIÓN

En principio, el estudio concluye que los bosques plantados pueden tener un mejor desempeño que la agricultura y las pasturas en casi todos los servicios ecosistémicos evaluados. En comparación con los bosques naturales, los plantados suelen tener una producción maderera y un secuestro de carbono más elevados.

El marco también considera los aspectos públicos y privados de los bosques plantados y qué es lo que esto significa en términos de acceso a los servicios ecosistémicos. Por ejemplo, en el caso de los bosques plantados, puede suceder que las poblaciones locales no cuenten con un acceso tan fácil a la madera y a otros productos forestales “excluibles” como en el caso de los bosques naturales, mientras que los servicios “no excluibles” como el aire y el agua limpios sean accesibles para todos.

Los perjuicios  del ecosistema de algunos bosques plantados no son tenidos en cuenta en el marco de medición debido a que los autores consideran que estos son el resultado de una planificación y diseño deficientes. Durante la prueba del marco, la consideración de los efectos negativos en la evaluación del balance general será importante para la mejora de la planificación y la toma de decisiones para las inversiones de plantación.

Baral espera que la investigación promueva un mejor entendimiento y manejo de los bosques plantados para el beneficio de las personas y del ambiente.

“Al aumentar el área de plantaciones para la producción maderera en tierras degradadas podemos reducir la presión sobre el desmonte de bosques naturales”, sostiene.

“La población humana está aumentando y las personas se están volviendo ricas. La demanda de productos forestales está aumentando. En consecuencia, necesitamos un lugar para satisfacer esas demandas”, afirma. “Y si no se dispone de plantaciones, los bosques serán talados de forma más extensiva”.

Esta investigación contó con el apoyo del Centro para la  Investigación Forestal Internacional, como parte del Programa de Investigación de CGIAR sobre Bosques, Árboles y Agroforestería. Cuenta con el financiamiento parcial del Departamento para el Desarrollo Internacional del Reino Unido (DFID) a través del programa KNOWFOR y del Centro Australiano para la Investigación Agrícola Internacional.

 

(Visited 81 times, 1 visits today)
Política de derechos de autor:
Queremos que comparta el contenido de Los Bosques en las Noticias (Forests News), el cual se publica bajo la licencia Atribución-NoComercial-CompartirIgual 4.0 Internacional (CC BY-NC-SA 4.0) de Creative Commons. Ello significa que usted es libre de redistribuir nuestro material con fines no comerciales. Para ello, le pedimos que incluya el crédito correspondiente de Los Bosques en las Noticias y un enlace al contenido original, que indique si se han hecho cambios en el material, y que difunda sus contribuciones bajo la misma licencia de Creative Commons. Si quiere republicar, reimprimir o reutilizar nuestros materiales, debe notificarlo a Los Bosques en las Noticias, poniéndose en contacto con forestsnews@cgiar.org
Tópicos :   Plantaciones y restauración Bosques y Agua Bosques y cambio climático Madera y Tala
Más información en Plantaciones y restauración or Bosques y Agua or Bosques y cambio climático or Madera y Tala
Leer todo sobre Plantaciones y restauración or Bosques y Agua or Bosques y cambio climático or Madera y Tala